NOTICIAS / Acciones Comunitarias

6 de Septiembre de 2018

En los espacios salesianos los chicos comparten experiencias desde el afecto y el cuidado. ¿Por qué es importante lograr que se sientan en casa?

¿Por qué es clave que se sientan en casa?

En los espacios salesianos los chicos comparten experiencias desde el afecto y el cuidado. ¿Por qué es importante lograr que se sientan en casa?

Para crecer de manera saludable y constituir su identidad, los chicos necesitan de ambientes sanos y afectivos. Esto se vuelve más prioritario para quienes conviven con diversas problemáticas cotidianas. De allí el valor de que “se sientan en casa”.

Es más que una sensación: es un modo de vivir y un modo de ser en momentos y lugares determinados. Sentirse en casa es producto de la interrelación de múltiples factores: un espacio cuidado y digno, relaciones sanas entre pares, un trato sincero y afectivo de quienes acompañan como educadores, tenga ese nombre su rol o no.

El valor clave de ambientes con estas características se advierte al contrastar con varias dificultades que atraviesan los jóvenes a diario. Por ejemplo, el 60% de los hogares tiene derechos básicos vulnerados y 1 de cada 6 chicos hasta los 17 años ve privado el ejercicio de al menos un derecho en alimentación, saneamiento, vivienda, salud, información o educación.

El 40,2% sufre déficit en estimulación por la palabra (no les leen cuentos ni narran historias orales), el 6% vive en hogares donde experimentan agresión verbal, el 25,5% donde hay agresión física y el 63,2% donde hay gritos continuamente.

En este contexto y frente a estas realidades que viven muchos jóvenes se vuelven vitales las propuestas inclusivas y sociocomunitarias, donde son acompañados y guiados. Donde ellos son protagonistas.

En esas propuestas se promueve el compartir desde el afecto y el respeto, gracias a lo cual cada uno puede expresarse con confianza, participar de actividades que le hacen bien e ir conociéndose desde sus virtudes y capacidades.

Que los chicos y chicas puedan sentirse en casa es fundamental para que crezcan de manera sana y puedan construir un presente firme hacia un futuro de oportunidades. Ésa es la misión primordial de los espacios salesianos.

*Todos los datos estadísticos presentados en esta nota se desprenden del documento “(In)equidades en el ejercicio de los derechos de niñas y niños. Derecho humanos y sociales en el período 2010-2017”, del Observatorio de la Deuda Social Argentina, perteneciente a la Universidad Católica Argentina.


,

Otras Noticias